Hoy en día son una obligación y una necesidad para las personas mayores los sistemas de ayuda inalámbricos para los centros asistenciales.

Sistemas de alerta como prioridad para los ancianos

En materia de accesibilidad nuestro país dispone de normativas que apuestan por mejorar la calidad de vida de los mayores en los centros asistenciales. Con la modificación del Código Técnico de la Edificación se evitan discriminaciones para las personas con discapacidad, programando la atención especializada.

Así, los edificios deben cumplir el Real Decreto 173/2010, de 19 de febrero, determinando los puntos de llamada y zonas completamente accesibles en espacios privados o públicos.

Por múltiples razones, este grupo de personas mayores y con discapacidad requieren mayor autonomía que ahora se impone con la legalidad.

Gracias al sistema inalámbrico para los centros asistenciales se da solución a un sinfín de necesidades, optando por un kit completo disponible para todos los espacios y que incluye mecanismos de avisos en los apartamentos, centros, hospitales, clínicas, viviendas para la tercera edad, edificios públicos, hoteles, áreas comunes, entre otros lugares.

Instalando un sistema inalámbrico aseguramos la vida de las personas, porque disponen de tiradores alertas para los aseos y botón de cancelación, junto al sonido y las luces en las aperturas, pasillos o instalaciones de los centros asistenciales.

Otro ejemplo útil, son las indicaciones que ofrece el sistema para identificar el número de habitación y las modernas pulseras de localización que utiliza todo el personal que asiste a este colectivo de personas.

 Sistema inalámbrico para los centros asistenciales la mejor opción

Con presionar un botón los residentes pueden solicitar atención inmediata, debido a la señal que emiten al transmisor principal de forma totalmente automática. En ese momento la pulsera del personal o enfermeras reciben la alerta en su muñeca y en la pantalla del dispositivo aparece al instante el numero de cama o habitación para acudir en su auxilio.

Todo ello, sin olvidar que el sistema inalámbrico se instala en la puerta de cada ambiente del centro asistencial, recibiendo un aviso acústico o luminoso las personas encargadas.

Entre las ventajas más importantes enumeramos que no requiere reformas de gran calado en las instalaciones, tampoco cableado y se cumple con la normativa actual, siendo un mecanismo totalmente inalámbrico.

Como beneficios que podemos destacar las alarmas que recibe el asistente quedan registradas en el sistema y en el receptor que tienen en su muñeca en forma de reloj, visualizando las alertas o escuchando el sonido y las vibraciones que emiten.

En Casas.tech realizamos la instalación de todo el sistema para dotar a los centros asistenciales de las nuevas tecnologías, colocando una acústica perfecta por diferentes ambientes y pantallas digitales LED, también los repetidores en espacios con grandes dimensiones.

Nuestras soluciones son de gran ayuda en todos los centros y en las viviendas unifamiliares donde se requiera especial atención para mayores, minusválidos o personas ciegas.

Te asesoramos para una correcta instalación con personal técnico especialista en sistemas inalámbricos y de domótica. ¡Facilita la vida de las personas en los centros asistenciales!